Feminismo ante la crisis: Manifiesto y recogida de firmas

La crisis económica actual evidencia el fracaso de un modelo de crecimiento desequilibrado y al mismo tiempo representa una oportunidad en sí misma, ya que no hay motivos para volver a ‘más de lo mismo’ y en cambio hay muchas razones para apostar decididamente por otro modelo de sociedad en el que la igualdad de género se asuma como la estrategia de desarrollo, humano y económicamente sostenible.

Se empieza a escribir compulsivamente sobre la crisis y sus posibles alternativas, sin embargo, la mayoría de las propuestas se realizan desde una posición que corresponde más al mismo modelo que ha entrado en crisis en vez de ofrecer alternativas reales de cambio estructural. Ante la timidez y el cachondeo generalizado de los gobiernos a la hora de diseñar sus erróneos planes de medidas anti-crisis, surgen iniciativas como Feminismoantelacrisis, una iniciativa colectiva feminista que apuesta en su manifiesto Igualdad de Género frente a la crisis económica por otro tipo de medidas para la configuración de un nuevo modelo de sociedad.

Desde Feminismoantelacrisis han iniciado una campaña de recogida de firmas en apoyo a su propuesta feminista de Plan de acción contra la crisis:

Equidad de género en el fomento del empleo y en la protección del desempleo.
Equidad de género en la protección social y en la garantía de derechos fundamentales.
Plan integral de servicios públicos.
Reforma del sistema de impuestos y prestaciones para el cambio a una sociedad de personas sustentadoras/cuidadoras en igualdad.

Y ante la situación actual de crisis global nos recuerdan que:

Las mujeres somos necesarias, hoy más que nunca, como trabajadoras y como ciudadanas. A diferencia de otras crisis, en las que también se presionó a las mujeres para retirarse del mercado de trabajo, hoy estamos preparadas para resistir. Hemos adquirido derechos civiles y un alto grado de formación. Hemos demostrado nuestra competencia para desempeñar todo tipo de profesiones, para dirigir bancos y países, para participar en todos los deportes y actividades. Muchas familias dependen de los salarios femeninos y, además, las mujeres desempleadas tienen mayor nivel educativo que los hombres desempleados. Por otro lado, los hombres son necesarios más que nunca para arrimar el hombro en las tareas de cuidado. Hoy, a diferencia de otras épocas, sabemos que ninguna diferencia biológica justifica la exclusión de las mujeres del empleo y del ocio, ni la de los hombres del trabajo doméstico

¡FIRMA el MANIFIESTO ‘Igualdad de Género frente a la crisis económica!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*